frase2019

HIJAS DE LA CARIDAD EN ECUADOR

 
garcia m

Desde 1861 durante la presidencia de Gabriel García Moreno, (persona que conocía a las Hermanas, durante sus estadías en Francia especialmente en París), empieza los trámites formales para traer a las Hermanas desde París, cuyo objetivo fundamental, es que se hagan cargo de los hospitales. El 28 de Noviembre de 1861, García Moreno  mediante correspondencia, escribe al Sr. Dr. Antonio Flores  “Al fin va para el Dr. Ordóñez (Mons. Ignacio Ordóñez Arcediano quien viajó Roma para participar en el Concilio Vaticano) los plenos poderes para celebrar el Concordato. Apúrele usted para que se despache pronto, e insista en conseguir Hermanas de la Caridad para los hospitales”  y el 5 de abril de 1862, comunica al General Flores “Antonio me habla además de la venida  de las Hermanas del Corazón de Jesús para el colegio de niñas; de la Caridad, para los hospitales; y de los Hermanos de las Escuelas Cristianas, para la enseñanza primaria. Todo pues va bien” Sin duda estos pasos dados por el gobierno ecuatoriano mediante sus delegados eclesiásticos y civiles tuvieron eco en la Casa Madre, es así como el “11 fe Febrero de 1863 se celebró   en París una contrata con los Superiores y el Ministro Residente del Ecuador autorizado al efecto por el Poder Ejecutivo y el Reverendísimo Obispo de Guayaquil”    y en base a un documento gubernamental se deduce que una de las cláusulas de esa contrata al igual como fue en la de 1869 era costear el viaje de las Hermanas desde París hasta los lugares de residencia, y propiciarles el ajuar correspondiente.El gobierno enfrenta graves dificultades en lo económico, por tanto la venida de las Hermanas se ha retardado,  “La escasez de  fondos ha retardado la venida de aquellas Hermanas, y esta dificultad ha llegado a ser mayor por no haber votado la última Legislatura la cantidad correspondiente en  la ley de presupuestos, y sin cuya previa disposición  no puede el Ejecutivo hacer gasto alguno” . Pero García Moreno no se da por vencido, no quiere privar a la nación de un manantial inagotable de bienes y consuelos que saben propiciará la llegada de las Hijas de la Caridad,  para ello solicita la actividad directa de los gobernadores  del Guayas y de Pichincha, pide incentiven a los ciudadanos para contribuir con suscripciones voluntarias para lograr la llegada de las Hermanas. “Al gobernador la provincia de Guayaquil. Uno de los más benéficos institutos que la sociedad debe al espíritu del cristianismo es, sin duda, la Congregación de las “Hermanas de la Caridad”, consagradas especialmente al cuidado y servicio de los hospitales…. Mas no siendo posible privar a la Nación de un manantial inagotable de bienes y consuelos, ha tenido a bien S.E. el Presidente de la República interesar al patriotismo de Ud.. A fin de que, excitando la piedad de los ciudadanos de esa provincia, abra una suscripción voluntaria, como se ha hecho en esta capital, y se colecte la cantidad de seis mil pesos, por lo menos, con la actividad que exige tan interesante objeto, y de manera que esté lista para el 13 del próximo mes de agosto en que pediría el número suficiente de Hermanas de la Caridad para Guayaquil y Quito . 

 
 

Casa Provincial: Bolívar Oe6 110 e Imbabura  ·  Ap. 17-01-2351
Teléfono 02-2282-996        Quito, Ecuador

Síguenos en: HdelaC boton FACEBOOK